Grasas buenas vs grasas malas

Las grasas están muy demonizadas, sin embargo son parte fundamental de la alimentación y de las funciones de nuestro organismo. Un 30% de nuestra dieta diaria debería estar formada por grasas de buena calidad.

Grasas buenas vs grasas malas

Uso y abuso.

La realidad es que la grasa está demasiado presente en los productos elaborados (y en la mayoría de los casos son grasas perjudiciales saturadas o hidrogenadas) e ingerimos más de la cuenta debido a abuso de los productos de origen animal (una excepción son los pescados azules que contienen grasas cardiosaludables). Sigue leyendo

Anuncios

Los fitoesteroles y su relación con el colesterol

Cuidar tu corazón es simple, cambia tu estilo de vida. Una ayuda para cuidar tu corazón: “los fitoesteroles“. Los fitoesteroles forman parte de una dieta equilibrada para reducir el colesterol.

fitoesteroles

Photo Compfight

Según la Fundación de Hipercolesterolemia Familiar (FHF) más de 100.000 españoles sufren problemas de colesterol, lo que aumenta en un 50% la posibilidad de muerte por infarto de miocardio y reduce en 30 años la esperanza de vida. Sigue leyendo

No hace ruido ni molesta: el colesterol

¿Sabías que una proporción del colesterol sanguíneo se produce en el hígado? Lo que tal vez no sabías es que las grasas saturadas NO son las responsables de los problemas cardiovasculares, has leído bien, los hidratos de carbono son los que cobran protagonismo nutricionalmente mediático y no para bien.

Colesterol_Market DietasEl colesterol es una sustancia blanda y cerosa que está presente en todas las partes del cuerpo, tales como el sistema nervioso, la piel, los músculos, el hígado, los intestinos y el corazón. Es producido por el cuerpo y también se obtiene de los productos animales de la dieta. El colesterol se fabrica en el hígado y es necesario para las funciones normales del cuerpo como la producción de hormonas, ácidos biliares y vitamina D. El exceso de colesterol en la sangre contribuye a la aterosclerosis y, como consecuencia, a la enfermedad cardíaca. El riesgo de padecer una enfermedad cardíaca o aterosclerosis aumenta proporcionalmente al aumento del nivel de colesterol en sangre.

Sigue leyendo