Conservas de pescado. Monografías (I). Historia

La solución al problema de la conservación de los alimentos en el tiempo ha sido, desde una perspectiva histórica, uno de los grandes retos que el hombre ha afrontado desde el punto de vista de asegurar su sustento.

Conserva pescado monografía

El hombre siempre ha querido conservar los alimentos cazados o recolectados, una vez saciadas sus necesidades inmediatas, pues estos se degradan rápidamente.

Medios de conservación de los alimentos.

  • Ya en el neolítico, el hombre sabía que el frío servía para conservar alimentos y usaba el hielo para tal efecto. También se dio cuenta de que la sal y aceite no sólo servían para condimentar alimentos, también para conservarlos.
  • Los egipcios, por ejemplo, eran considerados importantes exportadores de pescado ahumado, otro famoso sistema de conservación. Las travesías del océano hacia las Américas se hacían a base de frutos secos, semillas y salazones, aunque con el riesgo de una misteriosa enfermedad, el escorbuto, debida a la falta de vitamina C.
  • Se sabía que las frutas y algunos vegetales podían ser conservados en azúcar, y ciertas legumbres y frutos toleraban el vinagre. Pero todos estos procedimientos conservaban los alimentos por poco tiempo y con escasas garantías, esto es, algunos métodos no acababan de ser totalmente seguros.

Revolución Francesa.

conservas vidrioNo será hasta esta época cuando se encuentra la solución definitiva gracias a la invención del francés Nicolás Appert, a finales del siglo XVIII tuvo la brillante idea de cocer los alimentos en agua hirviendo en envases de vidrio sellados herméticamente. Al combinar estos elementos, se dio lugar a un alimento cuya conservación se aseguraba por largos periodos de tiempo, sin necesidad de condiciones especiales de almacenamiento, algo totalmente nuevo para la época. El tratamiento térmico y un envase estanco preserva las cualidades nutricionales, vitamínicas y organolépticas de los productos. Es un método de esterilización natural que no necesita aditivos y que permite preparar los alimentos con una rapidez y una facilidad inigualables. Por esta tarea, su autor recibió el premio que Napoleón había ofrecido a quien consiguiese asegurar la alimentación de sus ejércitos durante las largas campañas en guerra.

Lata de conserva de pescadoEl invento adquiere fama por toda Europa donde comienza a forjarse una incipiente industria conservera. Así, Peter Durand experimenta con la hojalata, introduciendo el alimento aún caliente y cerrándolo herméticamente con una tapa del mismo material que la lata. La hojalata ofrecía varias mejoras tanto en la producción como en la conservación indefinida del producto final, ya que respecto del cristal protegía mejor frente a la luz.

Después se mejoraría aún más el proceso con la invención del autoclave y la capacidad para aumentar las temperaturas de cocción en grandes ollas por encima de 100ºC. Esto ahorraba tiempo de producción y podía destruir microbios y enzimas con mayor rapidez y eficacia, mejorando aún más las condiciones de salubridad de las conservas.

La conserva enlatada se introduce en España de una manera más que curiosa cuando el naufragio de un velero francés frente a La Costa da Morte gallega deja constancia de la existencia de estos productos. La tradición de salazón y ahumado de sardina de la zona solamente tardó un año en adaptarse y abrir su nueva fábrica de conservas.

La iniciativa se propaga rápidamente por el resto de España. En pocos años se crean más instalaciones que ayudarán a estabilizar la industria aumentando la calidad y convirtiendo a España en una referencia a nivel mundial. Hoy en día nuestro país es uno de los mayores productores de conservas de pescados y mariscos, contando con un gran reconocimiento internacional.

El pescado es un producto perecedero y, sin duda, uno de los más expuestos a la acción de las bacterias. Afortunadamente, hoy los tiempos han cambiado y estamos mucho más seguros a la hora de consumirlo. No obstante, no conviene olvidar que el pescado en conserva es una forma sana, segura y cómoda de disfrutar de este alimento, ya que podemos saborearlo siempre que nos apetezca, en cualquier momento y en cualquier lugar.

Hablar de conservas de pescado es hablar de USISA.

USISA conservas de pescado

USISA cuenta con una amplia gama de productos de gran calidad.

Muestra de ello está patente en las costas andaluzas del occidente onubense, en concreto en Isla Cristina donde la industria conservera es una de las tradiciones más fructíferas y dinámicas de la actividad empresarial de este pueblo marinero. USISA, empresa constituida en 1973 ha contado siempre con un potencial humano que ha sido el pilar básico para convertir a USISA en una de las principales empresas del sector en Andalucía.

USISA (Unión Salazonera Isleña S.A.) cuenta con una excelente garantía comercial avalada por  importantes firmas del gremio de la alimentación; y una constante inquietud por la superación, datos que son tenidos en cuenta por instituciones como La Junta de Andalucía que permiten a USISA proyectar un futuro próspero.

Market Dietas apuesta por los productos y productores locales, regionales y nacionales. Colaboro en darle difusión a la marca España ya que en tiempos de crisis es fundamental apostar por lo nuestro. La alimentación forma parte de la base de la economía y fundamentalmente de una buena salud.

________________________________________

“Visita la Tienda Online
Market Dietas Store aquí”.

________________________________________

Tu Dietista Mari Carmen Ramírez
Market Dietas
Tienda: Market Dietas Store
Referencias bibliográficas:
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s