Guía de alimentación saludable para tus viajes en carretera

Un viaje siempre debe ser planeado, ya sea una salida breve o una más prolongada hay que tener en cuenta algunos aspectos básicos. En época de vacaciones nos queremos relajar, si acaso se nos olvida algo improvisamos con las compras puntuales “in situ”, pero algo que no debemos improvisar a la hora de tomar la carretera es nuestro “kit de supervivencia” para alimentarnos bien durante los viajes en coche.

foto viaje2

La Dirección General de Tráfico tiene previsto 5.6 millones de desplazamientos para la operación especial de verano con motivo de la vuelta de vacaciones de julio y las salidas de principios de agosto, se suma que coincide con el fin de semana.

Desde Market Dietas quiero recomendaros unas pautas sencillas para seguir una buena alimentación durante los viajes en carretera.

10 consejos para cuidar de tu alimentación en los viajes por carretera.

1.- Aliméntate de forma equilibrada y saludable. 

La alimentación influye en tu seguridad al volante. Una alimentación incorrecta puede generar fatiga, somnolencia, pesadez, reducir tu reflejos, tu capacidad de atención y aumentar el riesgo de accidentes. Por el contrario, una alimentación equilibrada, variada y moderada te puede ayudar a realizar un buen viaje y a disfrutar más de él.

2.- Evita las comidas copiosas y de digestión difícil.

Los platos muy condimentados y muy grasos no son aconsejables. Las ensaladas, las carnes o pescados a la plancha y las frutas son opciones adecuadas.

Evitar largos periodos de ayuno. La distribución de los alimentos es de 4 ó 5 tomas diarias, en algunos viajes habrá que modificar esta distribución y que cubran el 100% de tus necesidades. La alimentación debe ser variada y contener todos los nutrientes necesarios.

3.- Descansa bien antes de comenzar un viaje y nunca lo emprendas con el estómago vacío.

Es importante realizar un desayuno completo, que incluya estos 4 grupos de alimentos: lácteos, cereales, frutas u hortalizas y complementos (aceites, carnes o derivados, mermelada, miel, etc).

Un almuerzo o segundo desayuno puede contribuir a un mejor desarrollo de los viajes largos, ya que nos proporcionará un periodo de descanso y contribuirá al consumo de una dieta variada y equilibrada. Mejor no limitarse a comer solo snacks, son cómodos pero no constituyen una dieta completa. La merienda proporciona un descanso al viaje y una disminución en el tiempo de respuesta.

Tras realizar una comida completa, se recomienda esperar entre 15 y 20 minutos antes de volver a la conducción. Después de comer se reduce la capacidad de atención y aumentan las posibilidades  de cometer imprudencias.

4.- Planifica de antemano los aspectos relativos a tu alimentación y a la de tus compañeros de viaje.

Anticipa los lugares en los que pararás a comer teniendo en cuenta las horas más adecuadas. Aprovecha las paradas para aprovisionar de bebidas el coche (bebidas con alcaloides: cafeína, teobromina, teofilina), café, cacao o té, bebidas de cola o energéticas que ayuden a paliar la fatiga.

En viajes largos se recomienda realizar descansos para tomar algo ligero y rehidratarse así como realizar estiramientos.

5.- Detenerse cada 2 horas para hacer un descanso de 10 minutos mínimo.

Estirar las piernas, comer algo ligero (fruta, lácteos, frutos secos, sándwiches) e hidratarte principalmente con agua o en su defecto: refrescos, café, té, caldos, zumos. Si tienes hambre para a tomar algo y no esperes a llegar a tu destino, la sensación de hambre aumenta tu ansiedad, el deseo de llegar al destino y provoca un aumento inconsciente de la ansiedad.

6.- Lleva siempre bebida en el coche y bebe con frecuencia pequeñas cantidades aunque no tengas sed.

Es muy importante la hidratación ya que una deshidratación genera fatiga y cansancio, afectando a la capacidad de concentración e incrementa la posibilidad de cometer errores al volante. Hay que beber aunque no se tenga sed ya que la sensación de sed aparece cuando ya hay un cierto grado de deshidratación.

Agua, sopas y cremas frías en verano o calientes en invierno, zumos de frutas y hortalizas en los cuales el agua es la protagonista y están llenos de minerales y vitaminas. Desaconsejado el alcohol.

7.- Evita distracciones y regula la temperatura.

No comas mientras conduces, para a tomar algo y luego continúa con el viaje. Mantén una temperatura confortable, la calefacción y el aire acondicionado resecan el ambiente y provocan deshidratación afectando a la capacidad de conducción.

8.- Conducir es una actividad física y mental que nos desgasta.

Descansa e ingiere alimentos para compensarlo. El gasto energético del conductor es mayor que el del pasajero. En condiciones adversas (mal clima, por la noche…) exige una mayor concentración y esfuerzo por lo tanto el desgaste se incrementa.

9.- Ten en cuenta las distintas necesidades de alimentos y bebidas para niños y personas mayores.

La población infantil necesita mayor cantidad de líquidos que los adultos, mientras que las personas mayores deben cuidar especialmente el consumo de agua ya que la sensación de sed en esta edad está mermada. Las madres en estado de gestación y lactancia también tienen unas necesidades mayores de ingesta de agua.

10.- No renuncies a una buena alimentación cuando viajes por carretera.

Aprovecha las frutas y verduras de temporada así como la variedad de alimentos y restaurantes autóctonos en “ruta”. Puedes comer bien y disfrutar de una comida equilibrada mientras viajas.

¡Buen viaje y felices vacaciones! 🙂

________________________________________

“Visita la Tienda Online
Market Dietas Store aquí”.

________________________________________

Tu Dietista Mari Carmen Ramírez
Market Dietas
Tienda: Market Dietas Store
Referencias bibliográficas:
Anuncios

2 comentarios en “Guía de alimentación saludable para tus viajes en carretera

  1. Muy buen aporte. Es cierto que cuando uno viaja debe cuidar el consumo de alimentos que realiza, primeramente porque alimentarse adecuadamente ayuda a mantenernos alerta y atentos en la conducción.

    • Hola Paola, ¡gracias por leerme!

      Cierto y además estamos en plena época de vacaciones, todo cuidado y atenciones en la carretera es poco.

      Con este granito de arena vamos a intentar que las personas disfruten de unos días de descanso con los menores incidentes y mantengan un buen grado de salud cuidando de su alimentación.

      ¡Un saludo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s